jueves, 18 de octubre de 2012

Cosas que veo por allí

[Otros]

Estaba más arriba del Óvalo de Pocollay esperando carro para el Terminal Terrestre cuando de repente veo al otro lado de la Celestino Vargas un caballo plomizo galopando solo avenida abajo contra el tráfico. Evidentemente, pues tenía colgando la montura, su jinete se había caído o el caballo lo había botado. A poco una camioneta de la comisaría de Pocollay pasó siguiéndole (pero esta en el carril correspondiente, obvio) y un poco después otra más, pero esta vez de Calana. En esta última me pareció distinguir al que podría ser el jinete, pues estaba agarrando lo que aparentemente era un sombrero de esos que los policías montados suelen usar. Al parecer es algo que pasa de vez en cuando, según lo que me dijo el guachimán de una urbanización de por allí, pues me contó que el otro día otro caballo se había encabritado y tirado a su jinete (también un policía) para pasar una acequia. Mucho novato dizque. Supongo que al llegar a la altura del Escuadrón, que es donde están las caballerizas de la policía local, lo habrán recapturado.

En el taxi, a la altura de Polvos Rosados, nos encontramos con la proyectada marcha de los comerciantes de ropa usada que bajaban al Paseo Cívico a reclamar contra la Ley Nº 28514. La verdad que habían bastantes, lo cual me desanimó de bajar a la SUNAT más rato a hacer un trámite pues cuando hay tanto protestante cierran las puertas. No más recordar aquella vez que en un paro saquearon su local de la calle Zela (y el de la entonces Telefónica también). Lo más triste es que uno ya se acostumbra a esta situación de perenne protesta. Como viniendo a recalcar lo último, me encuentro que los trabajadores de la Dirección de Transporte están en huelga. Pucha, ¿ya cuántas van?

Y subiendo de vuelta a Pocollay veo a una señora recogiendo firmas entre los estudiantes de la UPT para un referéndum pro-castración química para los violadores. ¿Alguien sabía que alguien estaba en eso? Yo ni enterado.

Ha sido un día normal y algo aburrido.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Di lo que quieras.

Sigue buscando

Google

Blogs de Amigos (o de quienes quisiera que fueran mis amigos)